15 mar. 2010

SALUD

Gánale la Batalla al Acné



Por: Vanessa Peñafiel

La piel de nuestro rostro es tan delicada que le debemos brindar un cuidado especial para evitar cualquier tipo de infección o enfermedades tales como el acné.

El acné es un problema que afecta a las personas de todas las edades aunque generalmente son los adolescentes los más agobiados por este trastorno debido a los cambios hormonales que se sufre en esta etapa de la vida. El acné es un problema que en la mayor parte de los casos mejora por sí solo con el tiempo y como todo problema tiene sus causas, efectos y lo más importante, tiene soluciones a corto plazo.

Entre las causas se suele relacionar al acné con el consumo de ciertos alimentos como la mayonesa, el chocolate, las frituras y demás comidas con un alto contenido de grasa, pero para sorpresa de muchos y alivio de otros esto es solo un mito pues las verdaderas causantes de estos brotes en la piel son los alimentos que contienen mucho yodo como la sal marina, el pescado de agua salada, la col, las espinacas y las almendras también los medicamentos que contengan yodo y bromo.



Los efectos de este problema cutáneo son psicológicos pues lo que más perturba a las personas que padecen de acné es como luce su piel por lo que en el caso de las mujeres recurren al maquillaje, vale aclarar que esto no hace más que agravar el problema ya que los químicos utilizados en el maquillaje produce que las erupciones de acné se inflamen para esto existen soluciones más practicas, efectivas y sobretodo naturales:

Para mantener un rostro limpio de impurezas se puede recurrir a las vaporizaciones semanales de máximo 10 minutos de duración: en un litro de agua poner a hervir plantas medicinales como la manzanilla, menta, eucalipto, flores de tilo, salvia o árnica que van a lograr eliminar la mayor parte de las toxinas de la piel del rostro a la vez que lo relajan. (Para que el vapor del agua no se escape se recomienda utilizar una toalla encima de la cabeza y el agua, el rostro debe estar a 15 centímetros del recipiente utilizado.)

La exfoliación también es importante en estos casos y la pueden realizar con cremas exfoliantes o se puede preparar mascarillas caseras con tomate machacado o la mezcla de zumo de limón con azúcar que también sirve para aclarar la piel (es importante que después de realizarse ésta mascarilla se evite la exposición al sol); con leves masajes circulares en el rostro y dejando actuar a la mascarilla por 25 o 30 minutos se eliminaran la impurezas como espinillas y puntos negros. Este tratamiento se realiza en todo el rostro y cuello evitando siempre el área de los ojos pues ésta resulta más delicada que el resto.

La limpieza diaria del cutis es esencial para mantenerlo impecable, sedoso y sobretodo sano, es recomendable utilizar jabones con pH neutro pues los jabones tradicionales son altamente alcalinos por lo que su utilización diaria puede ser perjudicial.

En caso de que el problema de acné sea grave es importante recurrir a un dermatólogo pues esto puede significar algún trastorno hormonal.


0 comentarios:

Publicar un comentario

 
;