21 feb. 2010

EXPRÉSATE

¡AVENTURA INÉDITA!


Ruta: Guayaquil- Progreso. Progreso- La Libertad

Escrito por: Julissa Suárez

A las 08h00, cientos de turistas se agolpaban sobre las boleterías de las cooperativas que se dirigen hacia la Sierra y Costa ecuatorianas. Un verdadero éxodo de personas que, para obtener su pasaje, esperaban impasibles en las prolongadas filas.

Otros negociaban los costos con taxis para viajar "a $10,00 por cabeza" y unos cuantos buscaban rostros conocidos en la cola para que les compren un boleto. Marcelo, un estudiante, se dirigía a La Libertad, pero llegar antes del mediodía parecía imposible. Así que optó por hacer un trasbordo, desde Guayaquil hasta el desvío a Playas, para luego plantarse y "pegarse un aventón" con el fin de llegar a su destino. $2,60 fue lo que pagó por dirigirse a su primera parada, pasando por el recorrido inhabitual desde la Av. Francisco de Orellana hasta la Vía Perimetral. El paso por el peaje fue rápido, debido a la gratuidad del mismo.

Al llegar, acompañado de una leve llovizna, se dispuso a levantar su pulgar y una Chevrolet Luv D-Max se estacionó cuatro metros más adelante. En medio de la incredulidad y la algarabía el improvisado pasajero se subió al vehículo y allí, Tomás Gaybor, se ofreció llevarlo hasta La Libertad. En el recorrido, mientras comentaban sobre las maravillas que ofrecían Guaranda, Ambato, Balsapamba, Montalvo, Posorja, Playas y Pujilí; el estado de las carreteras y la accesibilidad de muchos lugares de la zona norte de la península, vendedores con limones, naranjas y claudias en las manos, ofertaban sus productos a todo viajero que por Zapotal se detenía; a esas horas ya no caía ninguna llovizna.

Una hora más tarde llegaban a La Libertad, y la única novedad fue la vigilancia continua de los vigilantes de la CTG y la policía de tránsito a la altura de San Vicente, Chanduy y el K-1.

A las 10h11, finalizó la aventura. Marcelo estaría a tiempo en la intervención de su progenitora y Tomás visitaría a su novia, entretanto un sinnúmero de carros era recibido por un sol espectacular y el calor de la temporada.



0 comentarios:

Publicar un comentario

 
;